Buenas ventas de oportunidad, pero con muchas restricciones

Cadena Avícola dialogó con el Ing. Fabián Morera, responsable de la empresa Avige en Concepción del Uruguay.

“Como proveedores de una actividad esencial, dentro el rubro alimenticio, hemos podido trabajar bien este año, te diría que mejor que en 2019, lo que ya es importante, pero los clientes no podían llegar hasta nuestros depósitos y eso marcó una merma de las ventas. Pero también en virtud de que vendemos productos importados, las diferencias por el tipo de cambio son muy tentadoras y eso marca la aparición de ventas de oportunidad. Compramos y vendemos a dólar oficial, lo que permite alcanzar una diferencia importante respecto del paralelo y así trasladar esa diferencia a los precios internos”, señaló.


“En nuestro caso importamos desde España, donde traemos la línea de calefacción y repuestos, de Francia los dosificadores para la medicación de las aves y de Brasil todo lo relacionado a los elementos del interior de los galpones, comederos y bebederos, entre otros”.


“En la región la actividad fue bastante escasa debido a la pandemia. Debemos destacar que la costumbre es la visita personalizada, a interactuar con los granjeros para determinar las necesidades. Ello nos obligó a modificar algunas prácticas y tecnología, adaptándolas al modelo productivo. Por otra parte, la industria trabaja con precios bajos y los productores integrados sufren en parte esa situación”.


“La provincia de Entre Ríos tuvo un proceso de tecnificación a fines de los años 90. El equipamiento que actualmente está en las granjas es de esa época. Los equipos han evolucionado y los resultados ya no son acordes al potencial que entrega la nueva genética. Si el país se estabiliza será un recambio muy importante que debe realizarse y eso, a su vez, implica la necesidad de financiar la adquisición de equipamiento”.

Equipos especiales

Durante la última Expo Concepción la empresa Avige presentó un moderno horno para calefacción, que fue adquirido por varias empresas avícolas de la zona. Morera detalló el estado actual y los resultados de esa incorporación. “El sistema de calefacción se ha probado con muy buenos resultados, esto es, ahorros superiores al 50 por ciento, lo que resulta muy importante para bajar costos de producción. El mayor problema que tiene ese equipo en la actualidad es la provisión de pellet de madera, ya que las empresas que lo producen, al norte del país, lo exportan en su totalidad”.
“No obstante creo que se trata de un sistema de calefacción con mucho futuro y también requerirá alguna línea de financiamiento. Es necesario tener presente que no sólo mejora las prestaciones, sino que provee mejores temperaturas, con mejores ventilaciones para renovar oxígeno y generar calor, ya que es un sistema que permite oxigenar sin bajar mucho, ya que en la sala de cría debe respetarse una temperatura superior a los 33 grados”.
“En la zona ya hay tres empresas que los están probando y la experiencia de sus beneficios, no sólo en el costo de la calefacción por BB, sino en mejorar porcentajes en calidad de garra, menor manipuleo de la cámara, ya que la zona de crianza se mantiene seca. Los residuos de los radiadores a gas generan vapor de agua y esto moja la cama. Nuestro sistema sólo genera calor y oxígeno”.

Las importaciones

“Hasta el momento hay restricciones en las posiciones arancelarias no automáticas que demoran entre 10 y 12 días. Hay también un problema con los anticipos que exigen los proveedores. En el caso de China el permiso de exportación se extiende por 60 días, cuando sólo de buque se necesitan 55 días, más otros 30 de producción cuando se encarga. De todos modos, no sabemos lo que sucederá el año próximo, pero las expectativas son buenas”, finalizó Morera.

Entradas relacionadas