Debemos defender la avicultura de Argentina

El Presidente de Noelma, Néstor Eggs, dialogó con Cadena Avícola sobre la situación de la empresa y los desafíos que impuso la pandemia. El empresario se refirió tambien a las inversiones de la firma radicada en Villa Elisa (ER) y señaló a las dificultades para el envío de divisas como uno de los principales problemas a la hora de incorporar equipamiento.

Darío Zalazar: ¿Cuál fue el impacto que tuvo la pandemia sobre la producción?
Néstor Eggs: “Si bien pudimos trabajar, pese a todos los avatares que se presentaron, adaptándonos a las normas sobre Covid 19, se nos ha encarecido mucho todo, ya sea en materia de transporte y las correspondientes demoras que ello generó, como en el resto de nuestros costos. En algunas ocasiones hemos tenido que esperar 24 horas para pasar de una provincia a otra. Por otra parte, los precios de los cereales se han disparado y el productor tiene razón en cobrar su precio como oportunidad”.
“Si pensamos en el futuro es difícil opinar, porque en materia de producción primaria todo juega fíjese que recién esta semana llovió algo, después de varios meses sin agua en los campos y eso marca el ritmo de los cereales y oleaginosas y, a su vez, influye sobre el precio de nuestra materia prima. Lo que nos queda es reducir la oferta y buscar la posibilidad de que los precios sean más estables, ya que ha ocurrido que se producen fluctuaciones de porcentajes importantes en cortos períodos de tiempo. Es necesario que los industriales cuidemos a la avicultura del país”.
Diferencia con la carne vacuna
DZ: Se ha llegado a 50 kilos por habitante de consumo, ¿Cómo analiza esa situación?
NE: “La diferencia respecto de los precios de la carne vacuna es clara, pero a fin de semana vemos que las cámaras quedan vacías pero los precios están muy al límite de los costos. Tenemos la oportunidad ahora, cuando aparece el incremento estacional de fin de año, de mover un poco los precios hacia arriba, sin pasarnos de lo que el consumidor puede pagar. Pero debemos mirar lo que ocurre al interior de nuestras granjas de producción, ya que en verano se pierde peso por la misma temperatura. Ahora es momento de aguantar haciendo cada uno lo mejor que pueda, sin perder las condiciones que el producto tiene”.
El estatus sanitario
DZ: Ha sido importante el estatus sanitario alcanzado…
NE: “Nuestro estatus sanitario es extraordinario y, como puede verse en muchas empresas, ya no se utilizan antibióticos. En cada reunión de nuestra cámara insistimos que debemos ser cuidadosos con el manejo de cada granja, los desechos y el agua. En el plano internacional creo que tenemos buenas posibilidades, aunque ahora la cosa está muy dura. Nuestro mayor comprador es China y allí vamos todos y se puede vender allí todo lo que llevemos, el problema es a qué valores vendemos”.
Inversiones
DZ: ¿Qué ocurrió con las inversiones?
NE: “Hemos realizado las inversiones que teníamos que hacer, aunque no al ciento por ciento. Dependió del ritmo de las remesas que pudimos girar y ello determina el momento en que el proveedor nos envía la maquinaria. Cuando no se puede completar una tanda de equipamiento para el proyecto final, la línea no puede utilizarse y eso hace difícil el recupero de la inversión”.

Los datos de Noelma

La empresa Noelma, con sede en Villa Elisa, departamento Colón (ER), es la cuarta en cuanto a producción de pollo en el país. El volumen ronda los 3,5 millones de pollos mensuales, entre mercado interno y exportaciones. Hay mercados internacionales que demandan partes del pollo que en otros lugares no se consumen, como las menudencias. Lo hacen por necesidad, pero al menos incorporan proteínas de origen animal. Trabajan cerca de 1300 personas de manera directa. A eso deben sumarse otras 7 u 8 mil de manera indirecta.

Entradas relacionadas