El puerto de Timbúes reanudó la operatoria

La comuna de esa ciudad santafesina había frenado los puertos, al impedir el ingreso de camiones. Se trata de una actividad clave para garantizar el ingreso de divisas a la Argentina, por lo que había alivio entre las autoridades nacionales y provinciales.

Los estratégicos puertos santafesinos ubicados en la comuna de Timbúes reanudaron esta madrugada su operatoria tras varios días de conflicto en medio de la pandemia de coronavirus, que hicieron peligrar embarques por US$ 2.500 millones, indicaron fuentes del sector agroindustrial.

Los camiones cargados con granos eran autorizados finalmente a ingresar con mercadería que es procesada en esas plantas, para luego cargarlas a los barcos, dijeron las fuentes consultadas.

Se trata de una actividad clave para garantizar el ingreso de divisas a la Argentina, por lo que había alivio entre las autoridades nacionales y provinciales.

La comuna de Timbúes había frenado la actividad de los puertos de esa localidad, al impedir el ingreso de camiones por temor al contagio con el temible virus entre los pobladores locales.

Intervinieron en la negociación dependencias del gobierno provincial y también del Ministerio de Transporte de la Nación.

Se acordó que trabajarán en las tres localidades portuarias de San Lorenzo, Puerto San Martín y Timbúes «postas sanitarias» de control para camioneros que lleguen de diferentes puntos del país transportando cereales y combustibles.

La industria aceitera y cerealera había señalado que al menos 35 buques aguardaban para cargar en los próximos días, por lo que estaban en riesgo exportaciones por 2.500 millones de dólares.

Se indicó que en cumplimiento del Reglamento Sanitario Internacional, las medidas de control que se reforzaron a bordo de los buques tanto en pontón de recalada como en puerto, incluyen el control de la tripulación a través de personal propio de Sanidad de Fronteras, o con el apoyo de Prefectura Naval o del Ministerio de Salud provincial.

El objetivo es garantizar la vigilancia sanitaria adecuada de cada buque, coordinando la derivación de los casos sospechosos, probables o sus contactos, en cumplimiento del plan de contingencia del puerto.

Informaron que no existe objeción a que la administración del puerto disponga o contrate un puesto sanitario mientras dure la emergencia, destinado a dar asistencia a tripulaciones o personas que suban o desciendan de barcos, y de aquellos involucrados en la actividad portuaria en esa terminal.

Además, acordaron que será siempre «respetando que se mantenga informada a Sanidad de Fronteras sobre la detección de un caso sospechoso, para la notificación respectiva a las autoridades provinciales, considerando que deberá registrarse y coordinarse con la Provincia».

Tampoco existe impedimento para el control sanitario de los transportistas que se dirigen a las plantas de Dreyfus, Renova, AGD y Cofco, en una posta a determinar en la proximidad al ingreso de las terminales portuarias, como en el caso de Villa La Ribera, por ser el único acceso a Timbúes.

Fuente: https://www.conclusion.com.ar/

Entradas relacionadas