Prevención de la triquinosis: Acciones sanitarias en un establecimiento porcino

Agentes del SENASA, en Córdoba, decomisaron y enviaron a faena sanitaria de 4 cerdos criados sin respetar las condiciones higiénico sanitarias.

Córdoba – En resguardo de la salud de los consumidores, agentes del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) cooperaron con personal del Ministerio de Agricultura y Ganadería de Córdoba en el decomiso y envío a faena sanitaria de 4 cerdos de un establecimiento porcino del departamento Río Segundo.

Estas acciones sanitarias se concretaron luego de recibida una denuncia en la cual se especificaba que los animales no estaban en condiciones de higiene y alimentación adecuadas. Los cerdos eran alimentados con desperdicios domiciliarios y en el lugar había evidencia de presencia de roedores. Además sus condiciones de tenencia no eran adecuadas.

Luego de realizadas las inspecciones correspondientes y cumpliendo con las normativas vigentes, ambos organismos decidieron que la totalidad de los cerdos fueran enviados a faena sanitaria a un frigorífico habilitado por la Provincia. El operativo contó con la cooperación de efectivos de la Patrulla Rural, división Sur de Córdoba.

Todas estas acciones están orientadas a prevenir la dispersión de la triquinosis, una enfermedad parasitaria transmitida por el cerdo u otras especies silvestres (como jabalíes y pumas) al hombre. Las personas se contagian por consumir carne insuficientemente cocida o chacinados y salazones elaborados con carne infectada con el parásito de la Trichinella spiralis.

En este sentido, el SENASA recomienda, a los criadores de cerdos mantener el ambiente de crianza en condiciones higiénico-sanitarias apropiadas, alimentarlos adecuadamente y evitar que estén en contacto con la basura e ingieran desperdicios. Asimismo, resulta muy importante combatir la presencia de roedores, ya que son posibles portadores triquinosis y pueden transmitirla a los porcinos.

Dado que no existen vacunas ni tratamientos para administrar en el animal vivo, las medidas de prevención consisten, principalmente, en mantener la higiene durante la crianza de los cerdos y realizar una prueba diagnóstica luego de la faena y antes de la preparación y consumo de chacinados. Al cumplir con las pautas que brinda el SENASA para la crianza de cerdos y la elaboración de productos alimenticios, los productores porcinos colaboran con la prevención de la triquinosis, protegen su actividad productiva, evitan riesgos y producen alimentos seguros.

Notas relacionadas

Recomendaciones para evitar la propagación y el contagio de la triquinosis

Entradas relacionadas