Avanza el proyecto de normativa de Compartimentos

El funcionario de SENASA Alejandro Pérez dialogo con infopork , donde dio detalles del proyecto de “normativas de compartimento” , el cual tuvo una etapa de consulta pública en donde los sectores tanto vinculados como público en general pudieron hacer su aporte. En este momento el proyecto se encuentra en una instancia de análisis jurídico y lo que prevé el proyecto es dar un marco normativo a una herramienta que está prevista a nivel internacional que es el compartimento.

Los compartimentos son establecimientos que pueden estar en diferentes lugares, los cuales pueden incorporarse a ese compartimento en la medida en que cumplan diferentes requisitos. Esto permite que si hay un evento sanitario en alguna zona no se vea afectado el funcionamiento del compartimento.

Los países pueden ser libres de una enfermedad y eso es reconocido por la OIE (Organización Mundial de la Sanidad Animal) que también puede reconocer una zona o región libre de una enfermedad. Los compartimentos serían otra forma de ir ganándole al status sanitario desvinculada del país zona donde se encuentre esa cadena productiva; la OIE no lo reconoce como tal, pero las partes de una transacción de animales si lo puede hacer. “Esto significa que el conjunto de la cadena principalmente la primaria, pueden establecer parámetros que tienen que ver con la bioseguridad en el caso del cerdo, la trazabilidad y una serie de protocolos internos que tienen que manejar los productores, los que venden alimento, los frigoríficos, para asegurar que esos productos que van a salir tengan un status diferencial, con todos estos procedimientos y con verificaciones que confirmen que ese sistema que lo diferencia del resto de la producciones funciona” explica Pérez.

“Muchas veces se pide un marco jurídico estable y creo que esto aporta una parte estableciendo reglas de juego; si yo cumplo con los requerimientos sanitarios voy a estar blindado de los eventos sanitarios que puedan suceder en el territorio o en la región y se me van a abrir nuevos mercados para clocar mis productos o animales” agrega.

El especialista además aclara que los compartimentos son de carácter voluntario, es una normativa para un sector en particular que busca exportar a ciertos mercados y también viene de parte de los productores que fueron quienes nos plantearon esta herramienta.

“Esta normativa es una parte y después lo que se necesita es empezar la negociación que es tanto privada como pública; los privados son los que buscan los mercados y la parte pública se encarga de facilitar y negociar la parte zoosanitaria” afirma el responsable del área cerdos del SENASA. “La producción porcina argentina es muy diversa y el SENASA tiene un gran desafío que es combatir la informalidad, en el sentido de dar herramientas y poner restricciones para que los productores produzcan de una manera más transparente” finaliza.

De: https://infopork.com/

Entradas relacionadas